Disturbios

Comenzó a gritar a mitad del concierto. El director, asustado, paró la música de inmediato.

—¿Pasa algo? —preguntó el director dirigiendo su mirada hacia el lugar de donde procedían los gritos.

—No, no pasa nada —contestó un hombre puesto en pie en la platea —. Tan solo quería molestar un rato.

—–

(Publicado en 50 palabras)

Anuncios

Expiración de la Banda Municipal de Música de Daimiel

Rara es la vez que comparto en mi blog las historias publicadas por otros colegas o amigos en sus propios blog. Pero siempre hay alguna excepción que confirma la regla, y hoy ha llegado una de ellas.

En el blog “Historias malditas, malditas historias” Francisco nos da una mala noticia cultural que ha ocurrido en su ciudad, en Daimiel. Yo me he enfadado al igual que él al leer la noticia, y me he entristecido también al ver que la cultura en este país sigue siendo algo que no se cree necesario, algo que no se ve con buenos ojos, algo que si no es rentable hay que eliminarlo y listo.

Historias malditas, malditas historias

Últimamente sólo traigo malas noticias culturales, pero es lo que nos toca vivir.

Ver la entrada original 752 palabras más