Me declaro inocente

Desperté junto a ti, feliz de estar a tu lado. Llegar hasta tu corazón fue mi aventura más difícil. Mucho más que navegar el Amazonas, que subir el Everest…

Todo comenzó con un robo, aunque me declaro inocente del delito que se me imputa. El día que me miraste perdí toda mi fuerza de voluntad y te robé un beso. No lo puede evitar. Tal vez soy culpable, sí, pero de amarte.

 

Anuncios

Somos millones

No somos solo de un tipo sino de muchos. Somos tantos como personas hay en el mundo y al mismo somos únicos. A veces somos maternales, otras fraternales, incluso somos amistosos o amorosos. Podemos darte la más calurosa de las bienvenidas o la más esperanzadora de las despedidas. Y siempre somos personales e intransferibles.

12920434_10207741673253018_559396056387438070_n

Sin nosotros no puedes vivir. Nos necesitas como el aire que respiras para ser feliz porque cuando nos vamos la tristeza y la soledad se instalan a tu lado y no te abandonan hasta que nos ven aparecer de nuevo por la puerta de tu casa.

Somos los besos que das y los que recibes que venimos para desearte un feliz Día Internacional del Beso. Felicidades.